¿Tienes zombies cerca? ¡Corre! (por Chelo)

La semana pasada estuve en un evento y uno de los ponentes habló de un tema que me parece que tiene mucha miga. Dice este señor que los que habitamos este planeta nos podemos dividir en dos grandes grupos, los vivos y los zombies. Los zombies son esa gente gris que siempre lo ve todo mal, todo les pasa a ellos, todo les sale como no querían, esos a los que te encuentras por la calle después de meses sin verlos y les dices “¿Qué tal? cuanto tiempo sin verte” y van y te contestan “Fatal, ayer se me rompió la cisterna del inodoro y si yo te contara la que tengo liada en casa bla bla bla“. Pues esos, ya sabéis de qué tipo de persona hablo.
Los vivos son el resto, los que dentro de su im-perfección saben disfrutar de los momentos buenos de la vida. También les pasan cosas malas, claro que sí, a montones, pero se quedan con lo bueno, así, como concepto vital.

Este señor (el ponente) comentó que las emociones negativas nos duran 140 minutos y las positivas sólo 60. Así que tropezarte con zombies no merece mucho la pena, porque esta gente te transmite su mal rollo con mucha facilidad y vas sumando 140 + 140 y al final del día has tenido una jornada de mierda sólo a base de juntarte con zombies que te van hundiendo en la miseria. No hablo de los amigos que te cuentan problemas de verdad (para eso están los amigos, ¿no?), hablo de los que describo arriba, esos a los que a la más mínima chorrada ponen el grito en el cielo, claman a su mala suerte constantemente y encima no son tus amigos. Porque a un amigo yo le permito casi todo, pero a un zombie,  a un zombie, ni agua!. Reflexionando me doy cuenta de que he tenido zombies de amigos, peor con el tiempo se han ido cayendo de mi agenda, será cosa de la selección natural. El problema es que los zombies no necesitan que seas su amigo para abrasarte con sus males.

Conozco gente que tiene imán para los zombies, es una cosa brutal, gente viva a las que todos los zombies de su alrededor van a llorar sus penas. Le pasa mucho a la gente maja, yo como soy tirando a borde, me pasa menos.

Pues nada, queridos lectores de im-perfectas, pasar una buena semana y disfrutar de la vida y de los buenos momentos, juntaos con otros vivos y a vivir!

PD: Para interesados en teorías sobre gente plasta, podéis leer algo que escribí hace mucho tiempo: La teoría del Pelm, podríamos añadir a esa lista el Pelm-zombie 🙂


12 respuestas a “¿Tienes zombies cerca? ¡Corre! (por Chelo)

  1. ¿Qué te voy a contar que no hayamos hablado ya sobre este tema en otras ocasiones? No soporto a estas personas, no las he soportado nunca y, por supuesto, no pienso soportarlas en un futuro… De mi lista de amistades y conocidos se han caído una multitud de ellos por este tema, como bien dices, en parte por una selección natural y en otra gran parte, de manera cosciente por mi parte, los he tachado y fuera… La negatividad no trae nada bueno nunca, y yo me quiero demasiado para ser el paño de lágrimas de nadie… sobre todo si el motivo de sus lágrimas es trivial. A mis amigos de verdad les soporto lloros, quejas, depresiones… y ellos a mí… pero en su justa medida y en el momento adecuado… Por eso siguen siendo mis amigos. Que no tengo yo edad ni circunstancias para aguantar tonterías (y eso casi es lo peor, cuando tú estás fatal por un tema realmente grave pero el otro se empeña en que está peor aún, a pesar de que su problema, objetivamente, es mucho menor que el tuyo… que no, que no entro en esas competiciones, que no me da la gana)

    Me gusta

  2. Hola Ender! Todos pasamos alguna vez por fases zombies creo yo. Pero lo importante es que no se convierta en tu filosofía vital, salir el agujero y tirar para adelante con la mejor cara posible y sobre todo sin amargar al prójimo.

    Me gusta

  3. jajajajaja nooooo, no te incluyo en la categoría zombie ni mucho menos jajajajaja. Por cierto ¿ya te la arreglaron?.

    Y cierto, a veces quitárselos de encima es misión imposible.

    Me gusta

  4. Como dices tampoco hay que ser la alegría de la huerta permanentemente, pero un poquito de empatía y un poco poquito de enfoque positivo nos hacen la vida más llevadera.

    Me gusta

  5. Ay… Ender, es que los zombies no suelen verse a sí mismos como sorbe-energías, están tan centrados en sus propias miserias que no son capaces de sentir empatía por lo ajeno ni en darse cuenta de las emisiones nocivas que despiden a su alrededor…

    Me gusta

  6. Yo reconozco que he pasado por un momento bastante zombie y tengo a laguien muy cercano que es el rey de los zombiesy me tiene comida la poca moral que me queda a veces.
    Lo peor es que cuando le dices que sientes que le vaya todo tan mal te dice que, no, que él no se queja :S
    Menos mal ¬¬

    Me gusta

  7. Espero que no hables de mí cuando te refieres a la gente que te abrasa con sus desastres domésticos, tipo “se me ha roto la alcachofa de la ducha” 😉

    Tienes mucha razón, hay que hacer lo posible por sacudirse de encima a ese tipo de gente que solo te transmite sensaciones negativas. Claro que… a veces no es tan fácil :S

    Me gusta

  8. Yo he tenido amigos zombies, pero la edad y la experiencia (sobre todo la mala) me han ayudado a distinguirlos y a tomar distancia para intentar que su influencia maligna me afecte lo menos posible… ¡Se vive tan bien sin ellos!

    Me gusta

  9. Te prometo que antes de leer el post ya sabía que ibas a hablar de esa gente que pasa por la vida sin vivirla bien, aunque eso es díficil a veces para todos.

    Para mi, aparte de la gente gris, cetrina, oscura, a la que todo le va torcido, tristes sin remisión y a veces sin motivos de peso, también hay otra clase de zombies, los que viven a media bandera, sin intensidad. Matrimonios que siguen unidos por los hijos y nada más, gente sin aficciones alguna, gente aburrida sin remisión. Personas opacas, anodinas.
    Está claro que no se puede ser siempre intenso o intensa, y que a veces esa intensidad te hace cometer errores, pero la vida es eso también.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s